Compartir

Verónica Monti desde hace algunos días no está en los medios, ni su nombre aparece en las revistas, ni es consultada por los programas como novia de Sergio Denis. Recordemos que el artista sufrió un terrible accidente el lunes 11 de marzo en Tucumán mientras hacía un recital para los trabajos de la salud y desde ese momento la vida de él y su familia cambió radicalmente. Sergio se cayó a un foso desde una pasarela que sobresalía de el escenario. Las consecuencias fueron terribles y el creador de tantos éxitos populares, luego de 70 días sigue luchando por su vida.

Luego de este triste suceso, Verónica comenzó un raid mediático al otro día del accidente, contando que “Sergio no estaba en condiciones para subirse al escenario” y que su familia no se ocupaba de él. Monti fue una figura recurrente de los programas de espectáculos y en todos lados narraba lo mismo, una historia de abandono por parte de la familia del cantante, que le provocaba una profunda tristeza al artista.

Luego de estas declaraciones, la familia de Sergio decidió silenciar a Verónica mediante un bozal legal o mas precisamente, una medida cautelar que no pueda hablar del cantante ni de su entorno familiar y personal. Mientras los hijos y los hermanos del cantante ponían a trabajar a su abogado, el Dr. Diego Colombo, paralelamente tramitaban el trasladado del cantante a Buenos Aires.

Pero Verónica ademas de esto, empezó una cruzada personal en contra de las autoridades del teatro Mecerles Sosa de Tucumán, lugar en el cual Sergio tuvo la tremenda caída por la cual aún no ha podido recuperarse. La novia del cantante leyó una nota en la cual Raúl Armisén, administrador del teatro, contó como sigue el tema del foso y si se va a tapar. El funcionario del teatro había dicho: «Estoy preparado para tapar el espacio, pero no me habilita la Municipalidad. Es un tema de trámites, porque a partir del accidente me empezaron a pedir planos. Hay cumplimientos burocráticos, está todo en vías de realizarse, pero hay un tema administrativo».

Armisén agregó que «Dependo de los tiempos de la Municipalidad, porque corro el riesgo de que si hago algo me clausuren el teatro, antes no pasaba nada, pero hoy en día, hay que esperar a cumplimentar los papeles y en eso estamos», reiteró y explicó que el año pasado ya habían hecho el trámite interno con el Tribunal de Cuentas de la Provincia para la compra de materiales para el proyecto y que eso fue debidamente aprobado. Además aclaró que se siguieron haciendo espectáculos y que no cambió para nada la asistencia del público a la sala ni la de los elencos que se presentan en la misma, ya que en las últimas semanas estuvieron haciendo función varios elencos.

Estas declaraciones enojaron a Verónica, quien muy ofuscada manifestó: “No puedo creer la burrada que dijo este señor a 70 días del accidente. Las explicaciones que dieron desde el del teatro de Tucumán son inaceptables. Ese lugar sigue abierto y siguen yendo artistas. Sergio pelea por su vida y ese teatro funciona normalmente y sigue facturando y lucrando sin importarles que un hombre pelea por su vida por su culpa”, fueron las duras palabras de la mujer, que a pesar de estar lejos de su novio y en guerra con la familia de él, sigue defendiendo a Sergio, de quien quiere poder despedirse, si la justicia se lo permite.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here