Compartir

Fuente : Infobae

Este 22 de junio, Diego Maradona no estará presente para evocar aquél 22 de junio, el de 1986, el que transformó en una fecha patria para Argentina, y en un mojón ineludible de la historia del fútbol para todo aquel que se precie fanático del deporte más popular.

Se cumplen 35 años de su actuación más mágica, de sus dos conquistas a Inglaterra en el triunfo de la Selección por los cuartos de final del Mundial de México 1986. De abrir el marcador con una mano camuflada de cabezazo y de remacharlo con un eslalon artístico, único, bautizado como el mejor gol del siglo XX. Pero desde el 25 de noviembre del año pasado, Pelusa y su zurda no se encuentran en el plano físico para bañarse de homenajes. En 2020, ante la irrupción de la pandemia y la imposibilidad de trabajar en Gimnasia, Diego Armando se dio el gusto de repasar aquel partido, de saborearlo y encontrarle nuevas perlas

El segundo tanto lo soñó. Lo construyó con la almohada, tal como lo supo hablar con su familia. “Diego contó que había hablado con sus hermanos, con Lalo (Raúl) y el Turco (Hugo) de una jugada en la que él se recostaba sobre la derecha, encaraba, dejaba rivales en el camino y definía al segundo palo. Y entonces dijo: ‘Tengo unas ganas de hacerle un gol de esos a los ingleses’. Y bueno, un rato después, de esa manera, hizo el gol de su vida”, contó Roberto Mariani, parte del cuerpo técnico de Carlos Salvador Bilardo, en el libro “El partido”.

Y vaya si lo llevó a la realidad. Pues bien, horas antes del aniversario 34, las escenas de aquella epopeya volvieron a pasar frente a sus retinas. “El otro día en casa vi otra vez el partido, vi el segundo gol y me sigue emocionando. Y siempre le encuentro algo nuevo, la mala salida de Shilton o el pase del Negro Enrique. Porque joden con eso, pero ahí arranqué yo. Otro por ahí la tiraba a la mierda, pero él me vio y me dio la pelota  sobre ese toque del mediocampista que en principio supo a instrascendente, pero que puso en marcha a la corrida eléctrica del Diez que terminó en su toque a la valla vacía tras superar a todos los adversarios que tuvo por delante para firmar el 2 a 1 definitivo.

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here