Compartir

El combinado liderado por Sergio Hernández abre el Grupo I ante la Vinotinto. El seleccionado albiceleste necesita ganar para mantener su objetivo intacto de cara a Tokio 2020

La selección argentina de básquet cerró la primera fase del Mundial a la perfección. Las victorias ante Corea del Sur, Nigeria y Rusia depositaron al equipo liderado por Sergio Hernández al Grupo I con puntaje ideal, un factor determinante por el sistema de arrastre de unidades.

Como la segunda etapa del certamen también se basa en zonas de cuatro participantes, el elenco albiceleste deberá jugar ante Venezuela y Polonia (los dos clasificados del Grupo A) con la misión de acceder a los cuartos de final y consolidarse como uno de los dos mejores americanos para quedarse con una de las plazas que otorga la competición para los Juegos Olímpicos que se desarrollarán en Tokio el próximo año.

Por lo tanto, el choque ante el conjunto venezolano será determinante si se tiene en cuenta que Estados Unidos, Puerto Rico, Brasil y República Dominicana también están en carrera para garantizarse un lugar en la cita de la capital japonesa.

El viernes desde las 9, con la transmisión de la TV Pública, DirecTV y TyC Sports, los argentinos saldrán al Foshan International Sports & Cultural Arena para medirse ante un rival que viene de caer con Polonia y superar a Costa de Marfil y China.

En la comparación de los equipos, Venezuela tiene una efectividad superior a la de la Argentina en los tiros de 2 (52,2% contra un 40,7%), pero los albicelestes demostraron tener la muñeca más fina en los lanzamientos de 3 (38,8% contra 34,1%) y los tiros libres (73,8% contra 63,9%).

 

Dejar una respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here